24.11.10

Noches de neblina

El resplandor de las estrellas no llega,
los pensamientos de lo que pudo ser
se pierden entre estas nubes bajas;
nubes que encierran ideas, sueños y lágrimas.

Lágrimas que no fueron derramadas,
lágrimas que se condensan en el parabrisas
del vehículo en el que estoy;
lágrimas que me supieron a sal.

Hoy, veo que sólo eres un fantasma
lleno de sonrisas ocultas,
un fantasma que tal vez nunca vivió.

El humo de mi cigarro se confunde
con esta neblina que humedece mi pensamientos,
ya no sé si esto es real, o sólo soy un sueño;
¿acaso existo?

¿Me encuentro en un recuerdo extraviado?
¿Me encuentras?
¿Me extravié siquiera?
¿Me recuerdas?

Si tan solo pudiera...

Gritar, creo que preciso de ello;
desgarrar mi garganta
hasta que mi voz sea escuchada,
hasta que tu rostro se ahogue...

Sabes, en noches como hoy tengo miedo,
siento pánico por no encontrar,
por no leerte,
si es que has sido escrito.

Leer, en tus gestos
todo aquello que escondes,
todo lo que ni sabes que callas...

En noches como hoy
deseo cerrar los ojos,
buscar una luz deslumbrante,
más que aquella mirada furtiva.

¿Recuerdas nuestro futuro?
¿sueñas con nuestro pasado?
no lo creo,
¿sabes quién soy?

No te preocupes,
a veces me desconozco,
dudo si soy yo
o la idea que hiciste sobre mí.

El resplandor de las estrellas sigue sin llegar,
supongo que será mejor recostarme
y despertar en el sueño de alguien más,
despertar en un sueño que me pertenezca...

3 comentarios:

pastordc3110 dijo...

Todos creemos ser nosotros y todos nosotros somos tal vez una idea que hicieron de lo que solíamos ser. Muy buena reflexión. Esa frase me gustó mucho.

3NRIQ3 EL_GARRICK dijo...

Buen post, felicidades

Maloy dijo...

La verdad Angie... Sin palabras! Tu blog esta increíble, espero poder alcanzarte algún día y lograr un material tan profundo como lo que vi.


Gracias por toda la buena onda y pues cuando quieras date una volada por mi blog je... Abrazos y sigue así!

Viejos yo...